Arrepentirse de no haber hecho nada…

motorcycle-50828_640

Es una interesante reflexión de  Miguel Ixcoy sobre….Vale más actuar exponiéndose a arrepentirse de ello, que arrepentirse de no haber hecho nada.  “Un cuerpo en movimiento produce energía y un cuerpo inerte solo es masa”.

motorcycle-50828_640

En el recorrido de la vida todo es una causa y efecto, si queremos saber cuál es efecto, primero tenemos que saber cuál es la causa, ya que todas nuestras decisiones por muy buenas malas que sean tiene un efecto, dependerá de nosotros tomar la decisión que más nos convenga, y esta es la que marcara nuestra vida.
La vida siempre nos enseña algo nuevo cada día, nos enseña que cuando cometemos errores, no lo tenemos que cometer otra vez, como dice un adagio “una vez le pasa al ciego”, pues bien si sabemos que eso es un error, no lo vamos a cometer porque ya lo sabemos, pero casi siempre el hombre comete errores, por ser un humano imperfecto en esta tierra.

Todos alguna vez hemos hecho algo de lo  que después nos arrepentimos o no nos arrepentimos, pero a mi manera de verlo, tampoco se puede vivir en el pasado, ya que si nos lamentamos de lo que no hicimos o lo que si hicimos, solo estaríamos viviendo en el pasado. A decir verdad, todo parte de uno, ya que si queremos avanzar debemos dejar de lamentarnos, levantarnos y continuar con vivir nuestra vida.

Existe la contra parte a todo esto, como dije al principio “un cuerpo en movimiento produce energía…”, el punto es que, las acciones que tomamos en torno a nuestras vidas tienen que ser ejecutadas, de lo contrario no sabremos hasta donde podríamos haber llegado. Ocurre, otras veces que hacemos, lo que otras personas quieren que hagamos, pero en realidad, lo que estamos haciendo es complacerlas, pero lo que realmente vale es nuestra decisión, ya que depende de nosotros el éxito de lo que queremos, y no de las demás
personas. “Mi conciencia tiene para mi más peso que la opinión del mundo”. Marco Tulio Cicerón.

En conclusión, solo las acciones válidamente ejecutadas irán marcando nuestro carácter en la vida, si nos arrepentimos por lo que no hicimos o lo que hicimos, debemos de estar tranquilos, ya que la vida nos estará enseñando algo nuevo, si, nos estará enseñando a madurar en nuestro carácter, para que a la próxima tomemos la mejor decisión.

Como anécdota, puedo mencionar lo que le sucedió a un amigo, pues bien el me comento que un su amigo le estaba vendiendo una moto y que era una “ganga”. Fue un día domingo que me consultó, el mismo día que iba a comprar la motocicleta, yo le dije que no se apresurara a comprarla, que mejor investigara la procedencia de la motocicleta, si tenía multas, si todos los documentos estaban en orden, en fin saber todo sobre la motocicleta.

Ese mismo día domingo mí amigo hizo la negociación. Al poco tiempo, lo encontré en la calle y le pregunté de cómo le había salido la motocicleta, y él me comentó que le tenía que hacer varias reparaciones y que gastaría mucho, y exclamó “te hubiera hecho caso en no comprarla”, yo le dije: así aprendemos de nuestros errores. Y es que,  él actúo y no tomó una buena decisión, al final se arrepintió, por haber comprado la motocicleta. Termino con esta frase que dice “La esencia de la genialidad consiste en saber qué cosas hay que pasar por alto”.